Visitas: 867Miercoles 29 de Julio de 2020

Un río cristalino en Santander cambió su tonalidad este miércoles por un extraño fenómeno.

Las aguas del río La Aragua se tornaron color salmón y no porque haya esta especie de pez allí.
Esta tonalidad rosa anaranjado llamó la atención de los habitantes del municipio de Santa Helena del Opón y del corregimiento de La Aragua, ubicados en las entrañas de la Serranía de los Yariguíes, al sur de Santander.
Edinson Rodríguez Pardo, habitante de la primera de estas poblaciones, dijo a Ecolecuá que el fenómeno se presenta cada año por esta misma época, pero en las ocasiones anteriores estuvo antecedido de fuertes lluvias.
"Hace cuatro años bajó el río espeso, como una avalancha, y más colorido", comentó.
Destacó que cada vez que la corriente se pone de esta tonalidad, el agua es ácida y provoca la muerte de muchos peces, como bocachico, patadelobo y chocas, que suelen pescar los santaheleneros.
El sitio donde más ocurre esta mortandad es en Puerto Nuevo, señaló.
Sobre el lugar donde se origina el color salmón del río La Aragua, Rodríguez Pardo dijo que es "en una peña o deslizadero donde hay mucha vegetación y se forma como una represa".
Foto: Marcos Pardo / Ecolecuá