Visitas: 91Lunes 25 de Febrero de 2019

¿De qué murió el cóndor cuyo cadáver fue hallado en el páramo de Almorzadero, en Santander?

El hecho encendió las alarmas de los expertos que hacen seguimiento a estas aves de la fauna silvestre en el país.

Por un lado, se trata de un ejemplar joven macho, con una edad de entre 3 y 5 años. Y segundo, por los antecedentes de envenenamiento que hay de estas aves en la provincia de García Rovira.

Fue encontrado este sábado en el sector de Mortiño, en la vereda Boyagá, del municipio de Cerrito.

El director científico de la Fundación Neotropical, Fausto Sáenz, se abstuvo de confirmar si se trata de una muerte accidental o natural, aunque no descartó la intoxicación o el ataque con disparo de arma de fuego.

Dijo que pese a su avanzado estado de descomposición, el cóndor será sometido este lunes a radiografía para determinar si tiene esquirlas o perdigones.

De descartarse esta hipótesis, será llevado a los laboratorios del Parque Jaime Duque, en el municipio de Briceño, en Cundinamarca, para verificar si fue envenenado.

Dijo que este cóndor no tiene relación con los dos liberados el 17 de enero pasado en el páramo de Almorzadero tras la recuperación a que fueron sometidos debido a que habían sido hallados en grave estado de intoxicación el 20 de noviembre pasado en la vereda Corral Falso, sector La Playa, del municipio de Cerrito.

Explicó el Director Científico de la Fundación Neotropical que esas aves cuentan con transmisores satelitales, donados por The Peregrine Fund, de Estados Unidos, y la Fundación Cóndor Andino de Ecuador, y según el monitoreo la hembra regresó en los últimos días de la Sierra Nevada de Santa Marta y el joven macho está en el Parque Nacional Natural Nevado del Cocuy, en Boyacá.

Calculó entre 20 y 30 el número de individuos que sobrevuelan el páramo de Almorzadero, “una cifra apreciable si se tiene en cuenta que en Colombia solo quedan menos de 150 ejemplares”.

Foto: Fundación Neotropical / Ecolecuá